¿Qué aplicaciones tendrá el Internet cuántico en el futuro?

16 Dic ¿Qué aplicaciones tendrá el Internet cuántico en el futuro?

Popularmente, la física cuántica es vista como una de las ramas de la Ciencia más complejas e inaccesibles para las personas no iniciadas. Pero, al mismo tiempo, esta promete revolucionar la manera que tenemos de ver el mundo y de relacionarnos con él. Así que en ActionsDATA queremos contarte de forma sencilla en qué consiste y sus posibles aplicaciones para la sociedad, como el denominado Internet cuántico.    

 ¿A qué nos referimos al hablar de ‘cuántico’?

El ser humano tardó en darse cuenta de que, a nivel microscópico, existe una realidad paralela a la que perciben sus ojos a simple vista. De hecho, hubo que esperar a la invención del microscopio en el s. XVI para el descubrimiento las bacterias y para el consiguiente surgimiento de la microbiología. Y no sería hasta casi dos siglos después (1808) cuando John Dalton publicaría su teoría atómica 

Poco a poco y gracias a estos avances, la humanidad pudo ir entendiendo mejor el comportamiento de la materia y lo que se escondía detrás de los fenómenos físicos y químicos. Pero conforme avanzaba en este proceso, descubrió que las cosas no funcionaban igual a escala macroscópica que en el mundo subatómico. De ahí que, en el año 1900, el físico Max Planck se viera en la necesidad de crear la denominada teoría cuántica para explicar sus experimentos. 

La base de esta señalaba que la radiación no es emitida o absorbida de forma continua, sino que estos procesos ocurren en pequeñas cantidades que denominó cuantos. Así, la luz no se comporta como una onda continua, sino como paquetes de partículas energéticas (fotones). Un descubrimiento que tuvo la capacidad de poner patas arriba la Física, tal y como se la conocía hasta el momento, y que más de un siglo después todavía está lejos de ser entendido en toda su extensión. 

Sin embargo, lo cierto es que la física cuántica sigue demostrando sus propiedades cada vez que se somete a experimentación. Es decir, sabemos básicamente cómo se comporta, aunque no conocemos el porqué e incluso seguimos viéndola como algo ‘mágico’. Por eso, es posible aprovechar sus virtudes para lograr grandes avances científicos y tecnológicos. Y uno de ellos es el Internet cuántico. 

¿Qué es el Internet cuántico y que ventajas tendrá en el futuro?

La Ciencia no ha tardado en encontrar aplicaciones de la mecánica cuántica para el mundo de la informática. Y es que la computación cuántica utiliza las propiedades de la materia a escala subatómica, como el entrelazamiento cuántico o la superposición, para realizar cálculos mucho más rápidos y precisos que los de la computación tradicional. 

En su caso, se vale del cúbit en lugar del bit como unidad básica de información; con la particularidad de que este puede presentar varios estados posibles a la vez, gracias a la mencionada superposición. Lo que se traduce en la ejecución de millones de operaciones y cálculos en paralelo, de forma no secuencial y de manera simultánea; permitiendo con ello la resolución de ecuaciones de enorme complejidad  

Así que el Internet cuántico pretende aprovechar los conceptos básicos de la computación cuántica para crear una red alternativa a la que actualmente usamos y conocemos. Esta necesitará de su propia infraestructura cuántica para funcionar y, por lo tanto, inicialmente estará destinada a los campos y sectores que realmente se vayan a poder beneficiar de ella, como el académico, el financiero, el sanitario o el social. 

De esta forma, el Internet cuántico será muy valioso por estas razones 

  • Será tremendamente rápido, ya que permitirá transmitir e intercambiar información a la velocidad de la luz 
  • Destacará por su seguridad, pues ofrecerá un sistema de cifrado cuántico que permitirá enviar mensajes que solo puedan ser desencriptados por el receptor designado. 
  • Ayudará a resolver problemas complejos en el ámbito empresarial y científico, dado que su estructura posibilitará que las computadoras cuánticas trabajen juntas y al mismo tiempo, sin importar la distancia.  
  • El manejo y la gestión de los datos será mucho más eficiente. Ya no habrá riesgo de pérdida de la información o de lentitud en la transmisión, porque la tecnología cuántica eliminará todos los problemas asociados a las redes tradicionales. 

Aún queda mucho trabajo por hacer, pero el propósito es real. Es más, ya se ha constituido la Alianza de la Internet cuántica (QIA) para su implementación en Europa, por lo que cada vez vamos a oír hablar más del Internet cuántico; e incluso es posible que para antes de que termine la presente década (2027) ya contemos con los primeros servicios operativos 

 

Te recomendamos: 

1Comntario
  • IM
    Publicado a las 16:10h, 16 diciembre Responder

    Este artículo tiene varias incorrecciones:
    – «La velocidad de la luz» no tiene que ver con la computación cuántica sino con el medio físico. Teniendo fibra óptica ya tenemos velocidad de la luz en transmisión de datos.
    – Un problema inherente a la computación cuántica es, precisamente, la constante presencia de errores ya que la propia lectura de los datos interfiere con la información. Por este motivo los ordenadores cuánticos no tienen almacenamiento (no se sabría si lo que se almacena es correcto o no, aparte de no poder representar los estados cuánticos de forma correcta con un modelo más «2D» por decirlo de alguna forma) y todos los algoritmos que se están usando incorporan técnicas (sobre todo reiteración de cálculos) para asegurar que el resultado obtenido es fiable.
    No sé quién lo habrá escrito, pero de esto demuestra tener bastante poca idea, mezclando conceptos absolutamente incompatibles. Yo que vosotros lo retiraba y lo rehacía antes de que os empiecen a caer collejas.
    Saludos

Escribe tu comentario